6 ventajas de la e-health en la promoción de la salud

19/06/2019
¿Cómo puede ayudar la e-health en la promoción de la salud? La innovación tecnológica tiene efectos positivos en los cambios de hábitos, tanto en la actividad física como en la alimentación. La directora del MU en Salud Digital de la Universitat Oberta de Catalunya, Dra. Carme Carrion, y el profesorado del área de Nutrición de los Estudios de Ciencias de la Salud de la UOC, Anna Bach, Alicia Aguilar y F. Xavier Medina explican los beneficios de la salud digital para la promoción de la salud.

La eHealth o salud digital es un concepto relativamente nuevo que recoge el uso de las nuevas tecnologías para la promoción de la salud. Es un modelo que significará un cambio de paradigma en el manejo de la salud. No solo empieza a cambiar el modelo asistencial en salud, tanto pública como privada, sino que además está transformando la relación entre profesionales de la salud y ciudadanos.

Desde los estudios de Ciencias de la Salud de la UOC apostamos por la salud digital para la promoción de la salud. Por ello creemos en jornadas como plataformas de intercambio de conocimiento, y ese es el objetivo de nuestro evento “eWellbeing UOC Talks: Alimentación, actividad física y eHealth”, que organizamos con la colaboración del eHeath Center de la Universitat Oberta de Catalunya, el 26 de junio en Vigo.

En esta jornada, que contó con expertos como Rodrigo Gómez Ruiz,  directivo experto en gestión de la innovación y conocimiento en sector salud, Federico Mallo Ferrer; catedrático en Fisiología-Endocrinología en la Universidad de Vigo; Catalina Prieto, especialista en educación nutricional y prevención y comunicación en salud y también directora creativa en 24zanahorias y José Manuel Chao Ardao, socio-director de Plexus, se debatió sobre el uso de la tecnología como una aliada para ayudarnos a mejorar nuestros hábitos de vida, ya sea en alimentación o en actividad física.

Se trató sobre cómo las aplicaciones móviles pueden ayudar a modificar hábitos y permitir un tratamiento más individualizado, una mayor accesibilidad a recomendaciones personalizadas y una mayor interacción. Porque, sin duda, la misma naturaleza de estos sistemas de comunicación, de fácil manejo, fiables, y accesibles, en cualquier lugar y a cualquier hora, están haciendo posible que una parte importante de la población pueda gestionar la promoción de su propia salud.

¿Cómo puede ayudar la e-health en la promoción de la salud?

Los beneficios de la salud electrónica para la promoción de la salud son cada día más numerosos, tanto a nivel individual como comunitario con efectos positivos en la actividad física y la dieta. Aquí hemos recogido algunos:

1. Ayuda a adquirir hábitos más saludables

El uso de las nuevas tecnologías adaptadas a la promoción de la salud están revolucionando en cuanto al usuario. Está cambiando la manera que nos cuidamos, ya sea registrando lo que comemos, controlando el ejercicio físico que hacemos o monitorizando nuestro sueño o la  frecuencia cardíaca a través de aplicaciones de salud u otros dispositivos tecnológicos. ¡Nos están ayudando a cambiar hacia hábitos más sanos!

Como explica la Dra. Carme Carrion, directora del MU en Salud Digital de la UOC, en personas sanas, «las apps, los sensores o la realidad virtual nos pueden ser de gran ayuda en el cambio de hábitos, ya que, en caso de que las intervenciones estén bien diseñadas, permiten introducir estrategias que nos hacen más fácil el cambio de hábitos de modo que tengamos estilos de vida más saludables».


Carme Carrion: «las apps, los sensores o la realidad virtual nos pueden ser de gran ayuda en el cambio de hábitos»


Los beneficios de la incorporación de las nuevas tecnologías se extienden además al ámbito de la alimentación. Como apunta la Dra. Alicia Aguilar, directora del Máster Universitario en Nutrición y Salud de la UOC, «las Tecnologías de Información y la Comunicación (TICs) pueden plantearse como alternativa o método complementario para la promoción de la salud y entre ellos la promoción de hábitos alimentarios saludables».

2. Mejora la gestión de la condición de salud

Pero la utilización de telemedicina aplicada a la salud también tiene ventajas si padecemos una enfermedad crónica o una patología concreta, ya que nos proporcionan «un mejor conocimiento y gestión de nuestra condición de salud», comenta Carrion, a la vez que nos empodera en el manejo de nuestra condición de salud.

3. Optimiza las recomendaciones nutricionales en la práctica de actividad física en deportistas

Además, la e-health también tiene un gran potencial en educar y cambiar el comportamiento de los deportistas o personas activas vinculado a la optimización de la práctica de actividad física y el deporte. «Aplicaciones para teléfonos inteligentes y otros servicios de asistencia técnica incorporan el uso de un registro de alimentos basado en imágenes y la funcionalidad de redes sociales para proporcionar comentarios personalizados en la aplicación a individuos o grupos, apoyo entre pares y una plataforma para entregar material educativo sobre nutrición», comenta la Dra. Anna Bach, directora del MU en Alimentación en la Actividad Física y Deporte de la UOC.

La aplicación de las nuevas tecnologías en el ámbito de la nutrición deportiva también «mejora la adherencia a las recomendaciones alimentarias proporcionadas por parte de los profesionales, y más si a partir de este medio deportista y experto en nutrición deportista pueden interaccionar», añade la Dra. Anna Bach.

4. Al profesional de la salud le permite identificar intervenciones óptimas

El uso de la salud digital también está transformando el manejo de las enfermedades por parte de los profesionales de la salud. «La ayuda de las TICs les permite poder identificar con mayor facilidad las intervenciones óptimas para cada usuario, al tiempo que se monitorizando el estado de salud de forma continuada y no solo en momentos puntuales», explica la especialista en salud digital, la Dra. Carme Carrion.

«La aplicación de tecnologías en salud, como Big Data, facilitará la prevención y detección temprana de enfermedades, apoyará a los profesionales en el diagnóstico de la enfermedad, será una herramienta para identificar nuevos indicadores en la evolución de la salud de la población, valorizará la adherencia y resultado de los tratamientos y agilizará procesos de investigación en salud por las capacidades inherentes a estas tecnologías», entre otras funciones, señala José Manuel Chao Ardao, uno de los ponentes de la jornada que los Estudios de Ciencias de la Salud han organizado en Vigo el próximo 26 de junio.


José Manuel Chao: «la aplicación de tecnologías en salud, como Big Data, facilitará la prevención y detección temprana de enfermedades y apoyará a los profesionales en el diagnóstico de la enfermedad»

5. Empodera al ciudadano

La transformación digital también está cambiando el papel del ciudadano respecto a su salud. En este sentido, «SmartSalud es un enfoque innovador para  facilitar una experiencia 360 del paciente/ciudadano, incorporando tecnologías avanzadas que aumenten el empoderamiento del paciente/ciudadano, faciliten el acceso a los servicios sanitarios, permitan una mejor interacción entre el profesional y el paciente, en definitiva un mejor conocimiento de las necesidades y demandas actuales y futuras de la población», explica José Manuel Chao Ardao.

«La facilidad de manejo, su ubicuidad y, en el caso de las apps, las posibilidades de acceso y control personal de datos, junto a las posibilidades de interacción que ofrecen son aspectos que van muy alineados con las nuevas estrategias que buscan empoderar al ciudadano implicándolo en el cuidado de su salud», comenta la especialista en alimentación, la Dra. Alicia Aguilar.

6. Ayuda a compartir nuestra alimentación

La interacción entre la tecnología y la gastronomía también aporta un valor añadido al acto de comer. «La comida siempre ha sido un acto social. Quedamos para comer. Comemos si puede ser con gente. Es algo que va más allá de la mesa. Por tanto, más que fotografiar el plato, ahora se busca una nueva manera de compartir nuestra alimentación», puntualiza el antropólogo y Director de la Cátedra Alimentación, cultura y sociedad de la Universitat Oberta de Catalunya, Dr. Xavier Medina.

Limitaciones de la e-health

Es necesario un marco legislativo y un ajuste de lo que las TICs pueden ofrecer para que el ciudadano pueda ejercer adecuadamente el derecho de acceso a sus datos de salud y disponer de tecnologías fiables y seguras que contribuyan al manejo de su condición y la promoción de estilos de vida saludables. 

Otro aspecto a tener en cuenta es la ciberseguridad. «Con el avance tecnológico (Big Data, 5G, inteligencia artificial (IA), etc) evidentemente los riesgos crecen pero la prevención y la aplicación de recursos a la ciberseguridad también es un reto, ya identificado por la Comisión Europea, tanto en profesionales suficientemente formados en el ámbito europeo como las consideraciones a aplicar ante el despliegue de todas estas nuevas tecnologías», añade José Manuel Chao Ardao, uno de los ponentes de la jornada que los Estudios de Ciencias de la Salud  organizado en Vigo el 26 de junio.

Como advierte la Dra. Carme Carrion, «las limitaciones con las que se encuentra la implementación de las soluciones digitales en el campo de la salud radican aún en la poca confianza que generan algunos profesionales y ciudadanos, la resistencia al cambio de las organizaciones sanitarias, a las inversiones iniciales que conllevan ya la falta de suficientes estudios de calidad que aporten evidencias suficientes para avalar su eficacia y seguridad».

En definitiva, a pesar de los retos a superar para la implantación de la salud digital, la nueva era tecnológica «es una gran oportunidad en nuestro sector», opina José Manuel Chao. Sin duda, la salud digital, utilizada de forma ética, está llena de oportunidades para la promoción de la salud.

Sobre el autor

Editora de contenidos de los Estudios de Ciencias de la Salud de la UOC

Comentarios

Deja un comentario